Importante

NO voy a enviar más libros a correos electrónicos, así que, por favor, dejad de pedirlos. Podéis encontrarlos todos en la biblioteca.
Gracias

"Sage", ella dijo suavemente. "No existe la normalidad. No existe una definición de lo normal. Lo normal es subjetivo. Tú no puedes –y no deberías– obligarte a ti mismo a querer algo normal y a dejar de querer lo que realmente deseas. Es una forma segura de hacer tu vida miserable".

Chico Heterosexual de Alessandra Hazard

jueves, 18 de julio de 2013

Encuesta Cazadores oscuros VII: Frase de Acheron

Empezaré poniendo frases de su propio libro, así que os aviso que son un gran Spoiler. Avisados quedaís.

Ash se detuvo mientras entraba en la casa para encontrar a tres mujeres alineadas…
cantando… dios querido, cualquier cosa menos eso.
"Fergilicious."
Todo lo que necesitaba era a Simi aquí y que desentonara con ellas, era su canción favorita y
se había pasado la mayor parte del año anterior maldiciendo a quienquiera que hubiese sido lo
suficientemente tonto para enseñarle esa canción a una demonio hormonalmente adolescente. ¿La peor parte? Simi quería que la llamara Similicious.
Si, como si eso fuera a pasar. Antes, se convertiría en un modelo de ropa interior para Calvin Klein.
—Vamos, Ash —lo llamó Kim—. Únete.
La miró con el horror llenando su alma.
—Oh, infiernos, no. No hay suficiente cerveza en el mundo que me haga cantar “I’ll put your boy in rock, rock”.




—Sí, adoro las cosas viejas.
Una onda de diversión le atravesó cuando él consideró su propia edad.
—¿Cómo de viejo?
—Ah, cuanto más viejo mejor. Tú nunca podrás ser lo bastante viejo en lo que a mi concierne.
Entonces ella debería adorar el suelo que él pisaba.



—Eh, Ash, soy Tory. Estoy en el supermercado. ¿Qué quieres para esta noche?
A ti en una fuente… Se obligó a apartarse de esa inusitada línea de pensamiento.
—En realidad no como mucho, Tory. No hay nada que necesite.
—Oh vamos. No creciste hasta la altura de una montaña sin comer algo fuera de casa y en
casa.
De hecho sí.
—Tiene que haber algo de lo que te alimentes además de cerveza y si dices vino, te haré
daño.
Sonrió a pesar de sí mismo.
—Te lo juro, no hay nada que quiera.
—Quieres frustrarme ¿verdad? Bien, haré falafel y humus, eres griego. Vivirás con ello, te gustará, y vas a comer algo quieras o no. Te veré esta noche.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...